Hoy en día cada vez es más habitual tener intolerancia hacia algún alimento o bebida. Desde nuestra clínica de nutrición en Sevilla, elaboramos dietas para ayudarte a mejorar tu salud a través de una alimentación personalizada para cada paciente.

Nuestro dietista nutricionista José Luis Flores, está muy sensibilizado con estas intolerancias alimentarias, debido a que cada vez son más la personas que acuden a nuestro centro diagnosticadas como intolerantes a algún grupo de alimentos.

Por este motivo, si has notado en algún momento que hay alimentos que no te sientan bien o te han diagnosticado que eres celiaco, intolerante a la lactosa o a la fructosa por ejemplo, en More Healthy te podemos ayudar.

¿Qué es una intolerancia alimentaria?

La intolerancia alimentaria es una reacción adversa de nuestro cuerpo ante la ingesta de determinados alimentos, aditivos y conservantes, que provocan una reacción en nuestro organismo y sistema inmunológico, la formación de anticuerpos frente a proteínas de determinadas sustancias alimentarias.

Queremos dejar claro que no se debe afrontar de igual manera una alergia a un determinado alimento que una malabsorción o una intolerancia alimentaria. La primera siempre estará relacionada con nuestro sistema inmunológico, mientras que la segunda tiene que ver con el aparato digestivo.

¿Qué diferencia hay entre intolerancia y alergia alimentaria?

De entrada es muy importante dejar claro que en las alergias existe una reacción del sistema inmunitario, mientras que en las intolerancias el sistema inmunitario no juega ningún papel, sino que se trata de un problema metabólico y digestivo.

Las intolerancias alimentarias, como la intolerancia a la lactosa y la enfermedad celíaca, pueden hacer que una persona se encuentre mal, pero las alergias alimentarias no solo pueden hacer que alguien se encuentre mal sino que pueden ocasionar reacciones de riesgo.

En ocasiones se confunden los conceptos de enfermedad celíaca, con intolerancia al gluten y sensibilidad al gluten. Vamos a diferenciarlos para que todos tengamos los términos más claros:

dietas-para-intolerancias-alimentarias-More-Healthy

Enfermedad celiaca

Es un trastorno digestivo y autoinmunitario crónico que daña el intestino delgado. La enfermedad celiaca, afecta al ser humano cuando comemos alimentos que contienen gluten.  Los celiacos que no tomen dietas o precauciones con su alimentación, tienen problemas digestivos duraderos y no obtienen todos los nutrientes que necesita su cuerpo, poniendo en serio riesgo su salud y bienestar.

Intolerancia o sensibilidad al gluten

La principal diferencia entre tener enfermedad celiaca y ser intolerante al gluten es que si eres celiaco, la enfermedad es autoinmune, quiere decir que hay una reacción del sistema inmunológico frente al gluten, la proteína que está presente en cereales como el trigo, la cebada y el centeno.

Para saber si una persona es intolerante al gluten, tiene que analizarse y comprobar si siente dolor persistente en la zona abdominal, tiene vómitos o diarreas frecuentes, erupciones en la piel, dolor de cabeza o en las extremidades, cuando come algún tipo de cereal con gluten.

Las intolerancias alimentarias son las dolencias de moda, desde retener líquidos hasta dolores articulares o simple fatiga. Cualquiera de estos síntomas puede ser una señal de que la estés sufriendo.

Nosotros analizamos por ti tu alimentación y eliminamos ese alimento concreto que es tóxico para tu organismo, donde sólo hace falta descubrir cuál es y así crearemos una dieta personalizada para ti.

¿Cómo puedo saber si soy intolerante a algún alimento?

En el mercado existen muchos test comerciales que puedes comprar por internet o en establecimientos de tu barrio. Desde More Healthy queremos recomendar que estos test para saber si tienes intolerancia alimentaria no son nada fiables y son poco más que una estafa.

Especialmente aquellos que ni siquiera se basan en un análisis de sangre, como los test por biorresonancia. Incluso si te han extraído sangre para hacer el test, los resultados no tienen por qué ser relevantes. Los más fiables se basan en medir el nivel de anticuerpos, en concreto de inmunoglobulina G (IgG), frente a cada alimento.

En efecto, hay estudios controlados en los que se observa que eliminado los alimentos que producen altos niveles de IgG mejoran los síntomas de los pacientes con migrañas y colon irritable.

Sin embargo, la presencia de estos anticuerpos solo indica la exposición al alimento, no necesariamente que se trate de una alergia o intolerancia. Por este motivo, si hace tiempo que no hemos consumido un alimento, no aparecerá en los tests basados en anticuerpos e incluso aunque tengamos una intolerancia.

La intolerancia es mucho menos grave porque el sistema inmunitario no está implicado. Las causas son muy variadas, desde que no haya niveles suficientes de una enzima, como en la intolerancia a la lactosa, hasta factores psicosomáticos. Las intolerancias afectan entre un 15 y un 20% de la población, y se han convertido en un cajón de sastre donde además caben muchos diagnósticos diferentes y esto da pie abusos, como los test fraudulentos.

Cada vez se diagnostican más casos en los que los alimentos provocan reacciones adversas en el organismo humano ya sean alergias o intolerancias alimentarias. Con un enfoque de reeducación alimentaria adaptada a tu intolerancia o alergia, podrás disfrutar de todo lo que puedes comer y tener un estilo de vida saludable.

Las alergias alimentarias más comunes son a los siguientes alimentos: leche (lactosa), los huevos, el marisco, los frutos secos, el trigo (gluten), las legumbres (favismo), la soja, las frutas y el pescado.

El gluten es una proteína que se encuentra en ciertos cereales como el trigo, la cebada, el centeno, la avena, la espelta, entre otros. Las personas que son intolerantes al gluten o celíacas cuando son niños suelen presentar náuseas, vómitos, diarreas, bajo peso o problemas de crecimiento entre otros. Cuando son adultos, la mayoría de los casos tiene síntomas ligeros como diarreas, pérdida de peso, anemia o estreñimiento. Estos síntomas repercuten en una mala absorción intestinal de los nutrientes, teniendo múltiples afectaciones como la propensión a los hematomas o sangrado nasal, cansancio, picor de piel, pérdida de cabello, úlceras en la boca, ausencia de menstruación, calambres musculares o intolerancia a otros nutrientes como la lactosa.

Si eres celiaco no debes consumir gluten o cualquier alimento que lo contenga, ya que tu sistema inmunitario creará una respuesta inflamatoria y deteriorará la mucosa de tu intestino delgado, dañando las vellosidades intestinales (las encargadas de absorber los macro y micronutrientes procedentes de los alimentos).

Las dietas que deben realizar los celíacos parecen sencillas, eliminar todo alimento que contenga gluten. Cuando vamos a comer fuera o a comprar, observamos que productos no tendrían que tener gluten, lo tienen por una contaminación cruzada, ya sea por una mala manipulación o por la adición de algún ingrediente que sí tenga gluten.  En la clínica de nutrición More Healthy te enseñamos qué alimentos contienen gluten, además de enseñarte a leer los etiquetados nutricionales para poder consumirlos con seguridad y llevar una dieta estricta sin gluten. Además de realizar una planificación variada e individualizada donde disfrutes con cada alimento que sí puedas consumir.

La fructosa es un azúcar simple que se puede encontrar en múltiples alimentos como las frutas. Normalmente cuando se diagnostica una intolerancia a la fructosa suele presentarse también una intolerancia al sorbitol (un tipo de edulcorante). Cuando se es intolerante a la fructosa es porque existe un problema en la absorción o metabolización de la fructosa. Para ello es importante que tengas un diagnostico correcto para un tratamiento óptimo pro lo que es importante saber si presentas intolerancia hereditaria a la fructosa o es ocasionado por una mala absorción de la fructosa.

Según si tu diagnostico indica que presentas una intolerancia total o parcial, podrás consumir ciertos alimentos con fructosa o no. Si tu intolerancia es total, la dieta será estricta sin fructosa, sacarosa o sorbitol. Para poder seguir una dieta sin fructosa es necesario qué conozcas que alimentos son los portadores de esta y así poder evitarlo. Desde la clínica de nutrición More Healthy te enseñamos qué alimentos contienen fructosa y en qué cantidad, además de enseñarte a leer los etiquetados nutricionales para poder consumirlos con seguridad y llevar una dieta libre de fructosa. También realizaremos una planificación variada e individualizada donde disfrutes con cada alimento que si puedas tolerar.

Si eres intolerante a la lactosa tu alimentación deberá ser adaptada pero respetando unos patrones de variedad y calidad alimenticia que aseguren tu ingesta diaria recomendada de nutrientes. En clínica de nutrición More Healthy te ayudamos y enseñamos cómo enfocar tu alimentación para que puedas disfrutar comiendo y sin miedo a que una comida te pueda sentar mal.

Si eres intolerante a la lactosa hay una serie de alimentos que al no consumirlos va a evitar todos los efectos secundarios ocasionados por su consumo, tales como hinchazón, gases y diarrea. Quitando estos alimentos notarás los siguientes beneficios:

Digestiones más ligeras.
Fácil digestión.
Buen transito intestinal.
Mejor estado de humor.
Mejora de la absorción de nutrientes.

¿Hay una forma fiable de detectar una intolerancia alimentaria?

La respuesta es sí, pero poca gente la usa. Se trata de la dieta de eliminación. Durante dos o tres semanas se eliminan de la dieta todos los alimentos sospechosos de provocar intolerancias o alergias.

Los alimentos conflictivos más habituales son los siguientes:

  • Legumbres incluyendo la soja y los cacahuetes.
  • Azúcar y dulces.
  • Fruta: la mayoría de las frutas menos los cítricos.
  • Té sin cafeína.

La dieta parece terrorífica con tantas restricciones, pero solo son dos semanas, y estos alimentos se consideran relativamente seguros durante este tiempo. Después de dos o tres semanas, hay que introducir cada grupo de alimentos uno a uno, y esperar los síntomas.

Si por ejemplo se introducen los lácteos y no hay reacción adversa en unas 48 horas, es que los lácteos son seguros para ti.

Dietas para intolerancias alimentarias

Como hemos indicado la forma más fiable para combatir las intolerancias alimentarias y alergias es mediante dietas específicas, estas son las que más trabajamos en nuestro centro de nutrición alimentaria en Sevilla:

Dieta para intolerantes a la lactosa

Si eres intolerante a la lactosa y necesitas ayuda y un plan nutricional, este es tu servicio. Ofrecemos dietas para intolerantes a la lactosa tanto en Sevilla como online.

Dieta para intolerancia al gluten

La intolerancia al gluten o la celiaquía es una intolerancia permanente al gluten. En More Healthy realizamos dietas para celiacos en Sevilla y online.

Dieta para intolerancia la fructosa

Las personas que presentan intolerancia a la fructosa es importantes que sigan siempre un plan dietético adaptado. En More Healthy ofrecemos dietas para intolerantes a la fructosa en Sevilla y online.

¿Cómo trabajamos estos servicios?

Con nuestro servicio de nutrición para intolerancia y alergias alimentarias priorizaremos aquellos alimentos que puedes digerir correctamente, te enseñaremos cómo comer y tengas una reeducación alimentaria, pudiendo conseguir todos los objetivos que te plantees.

Precios

Consulta de nutrición en Sevilla

  • Primera Sesión
  • 40
    primera sesión
  • Estudios de composición corporal (solo Consulta presencial)
  • Tiempo de la sesión 60 minutos
  • Planteamientos de objetivos
  • Revisión y medición para saber la evolución y el estado en el que estas
  • Sesiones posteriores
  • 30
    por sesión
  • Entrega de la planificación dietética y documentos de aprendizaje y resolución de dudas
  • Tiempo de la sesión 30 minutos
  • Modificación de la planificación dietética, cuando consideremos beneficioso para ti
  • Revisión y medición para saber la evolución y el estado en el que estas

Consulta de nutrición online

  • 30
    por sesión
  • Tiempo de la sesión 30 minutos
  • Planteamientos de objetivos y dieta. Contenido y herramientas para evolucionar en tu día a día con tu dieta
  • Disponibilidad vía Whatsapp o correo electrónico para resolver dudas urgentes o momentáneas

Estoy interesado en…